Implantación embrionaria

Resultado de imagen para embarazo

La Fecundación In vitro es una técnica de reproducción asistida que muchas mujeres con problemas de fertilidad deciden llevar a cabo. No obstante, es un proceso que requiere de unos procesos muy medidos. Uno de las fases más importantes es la implantación embrionaria.

¿Qué es la implantación embrionaria?

Este es el proceso en el que el embrión llega al endometrio, alcanzando de esta forma el estado de blastocisto. Sin duda, constituye uno de los momentos más frágiles en la Fecundación in vitro.

La implantación embrionaria suele empezar el sexto, séptimo u octavo día desde que se inició la fecundación del óvulo. No obstante, si la gestación es a través de la reproducción asistida, pueden darse casos particulares.

Con la Fecundación in vitro, los embriones se colocan directamente en la cavidad uterina, por lo que puede haber diferencias en los días en los que se produce la implantación embrionaria, dependiendo de la fecha de realización de la transferencia de embriones.

Cuando la transferencia se lleva a cabo cuando el embrión está en estado de blastocisto, los expertos coinciden en que la implantación sería casi directa.

Los síntomas de la implantación embrionaria

Cuando se procede a la implantación embrionaria, suele ser frecuente la aparición de algunos síntomas entre las mujeres:

  1. Vómitos y náuseas.
  2. Dolores abdominales.
  3. Sangrado: es común que durante el mismo día de la implantación embrionaria o al día siguiente, se tengan ligeros manchados de sangre. No obstante, días después de la transferencia, sí que puede producirse el ya conocido como “sangrado de implantación”, que puede ser algo más abundante y a veces puede llevar a confusión con la menstruación.

Es importante recalcar que cada mujer, según su caso particular, puede notar síntomas distintos y de diversa intensidad. Es de gran relevancia consultar al ginecólogo de todas aquellas dudas que vayan surgiendo, para asegurar que la Fecundación in vitro resulte todo un éxito.  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *